Aprendizaje: Técnica “lift and coast”

La nueva era híbrida en el mundo del motorsport en el que el ahorro de combustible, menor contaminación y “energía limpia” se está poniendo de moda, nos da lugar a escuchar una de las expresiones más usadas recientemente: “Lift and coast”. En Fórmula 1 y en otras categorías como el WEC se lleva a cabo ésta técnica, pero ¿Qué es el lift and coast? Aquí te lo contamos.

A partir de 2014 los motores de Formula 1 pasaron a ser V6 turbo, con un nuevo componente para incrementar la potencia de éstos, el llamado “ERS”, que se combina con el motor de combustión durante un periodo determinado de tiempo durante una vuelta y que puede ofrecer hasta 160 caballos.

Los depósitos de gasolina sufrieron una reducción de tamaño para introducir en ellos tan solo 100kg de combustible. ¿Cómo se completa una distancia de gran premio con 100kg de combustible? Pues gestionándolo, y aquí es donde entra la técnica “lift and coast”.

Ésta técnica es tan simple como cortar la inyección de combustible al motor levantando el pie del acelerador unos metros antes de aplicar una frenada fuerte precedente a una curva, es decir, si la distancia necesaria para frenar son 100 metros, el piloto levanta el pie del acelerador a unos 150 metros (por poner un ejemplo) dejando que el monoplaza recorra esos 50 metros en inercia, siendo frenado por el propio rozamiento del aire (El simple hecho de levantar el pie del acelerador en un Formula 1 produce una deceleración equivalente a la frenada de emergencia de un coche de calle, debido a la gran carga aerodinámica) hasta que llega el momento de aplicar la frenada fuerte.

En el pasado Gran Premio de Canadá, muchos pilotos desde las primeras vueltas fueron advertidos por sus ingenieros de pista para ahorrar combustible y tuvieron que aplicar ésta técnica durante gran parte del evento.

En las 24 horas de Le Mans aplicar el lift and coast está a la orden del día, pues los pilotos están obligados a no exceder un determinado consumo de combustible por cada vuelta.

En este video se puede apreciar perfectamente por el sonido del motor. El Porsche 919 Hybrid va a fondo desde el minuto 1:40 hasta el 1:57, y durante dos segundos el coche rueda totalmente por inercia hasta que en el minuto 1:59 se aprecia como aplica la frenada para tomar la curva de Mulsanne.

Éste es la tendencia actual y estamos obligados a entenderla, y aceptar que los tiempos donde un monoplaza iba a fondo y sin necesidad de ahorrar combustible han terminado, al menos por ahora, y que la tecnología híbrida incrementará en no mucho tiempo.

Ahora que ya conocéis la técnica sabréis cuando un piloto la realiza.

 

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s